La rehabilitación de los 10.3 km que separan el puente sobre el río Sucio y el cruce a Río Frío de Sarapiquí, sobre la ruta nacional 32, alcanzó un 75% de avance, por lo que se espera tener listo todo el trabajo para enero próximo, tomando en cuenta la demarcación con pintura termoplástica, que se utilizará por primera vez en esta carretera.

El Ing. Juan José Madriz, del Consejo Nacional de Vialidad, detalló que ya se alcanzaron unos 7.5 km con carpeta asfáltica nueva, de 13 cm de espesor, como parte de la rehabilitación de este tramo de carretera para mejorar su vida útil. En la base se colocó cemento, lo que contribuye a ese objetivo de durabilidad.

La inversión en este proyecto es por ¢2.600 millones. Asimismo, recalcó que en las zonas donde ya se colocó la superficie de ruedo, temporalmente se va colocando pintura solvente, al menos en la línea de centro, para que sirva de guía a los conductores, mientras se coloca la pintura termoplástica, que podría llegar a tener una vida útil, en este tipo de clima, de hasta 3 años, contrario a los pocos meses que permanece visible la pintura solvente, afectada por el clima lluvioso típico de la zona.

La demarcación final tendrá un diseño definido por la Dirección General de Ingeniería de Tránsito que contemplará la fórmula 2+1, que consiste en ofrecer alternativamente dos carriles en un sentido y otro en el sentido contrario, de tal manera que, sin importar el sentido de circulación, en los tramos con tres carriles, se podrá rebasar de forma segura al disponer, en ciertos puntos, con dos carriles. Adicionalmente, se colocarán captaluces y postes abatibles.

Comprendiendo que todavía quedan unos 3 meses más de trabajo, se solicita y se les recuerda a los conductores tomar en cuenta la presencia de personal y equipo en labores de demarcación y asfaltado, durante el día. Se trabaja de 6 de la mañana a 5 de la tarde, si el clima lo permite